Información básica sobre Los Angeles

Antes de empezar a descubrir Los Angeles, un poco de información

Guardamos muy buenos recuerdos de nuestro breve paso por Los Angeles en septiembre de 2012. Fue la primera parada en nuestro road trip por el oeste de Estados Unidos, y supuso una magnífica toma de contacto con esta parte del país. Pensábamos que Los Angeles, aparte de todo lo relacionado con Hollywood, tenía poco más que ofrecer. Sin embargo, tras pasar escasamente un día en la ciudad, nos quedamos con ganas de más.

Al finalizar el road trip volvimos a recabar en la zona de Los Angeles, pero para visitar Venice, Santa Monica y los Warner Bros Studios. Es por eso que estrictamente hablando, en la ciudad de Los Angeles solo estuvimos un día.

La zona del Downtown, concretamente, fue la que más nos gustó a ambos. En cambio, todo lo relacionado con Hollywood nos decepcionó bastante. Aunque si nos tenemos que quedar con lo mejor de la ciudad, fue sin duda la vista nocturna desde el observatorio Griffith.

El downtown de Los Angeles por la noche desde el observatorio Griffith
El downtown de Los Angeles por la noche desde el observatorio Griffith

Qué esperar de Los Angeles

En general, Los Angeles es una ciudad que no decepciona si uno sabe lo que se va a encontrar allí. Ofrece cosas interesantes para todos los gustos y tiene zonas muy bien diferenciadas entre sí. Eso facilita bastante las cosas al organizar el viaje. Quizá una de las principales pegas es su enorme tamaño, que hace bastante necesario el uso del coche para ir de un lado a otro. Sobre este tema os hablamos más detalladamente en este otro post.

También es muy llamativa la diferencia en el nivel de vida entre los distintos barrios de la ciudad. Mientras que zonas como Beverly Hills están limpias y muy cuidadas, en otros barrios es abrumadora la miseria que hay. Nuestro paso por Skid Row por culpa del gps del coche nos permitió echar un buen vistazo a ese otro Los Angeles, el de los mendigos y la pobreza más absoluta. Estos contrastes, y la desigualdad patente en esta y en otras ciudades del país, son algo que nos ha marcado mucho en todos y cada uno de nuestros viajes a Estados Unidos.

Nuestro alojamiento en Los Angeles

En cuanto al lugar donde nos alojamos, escogimos el motel Americas Best Value Inn Los Angeles, en la zona de Westlake. Su ubicación es lo suficientemente conveniente, no es excesivamente caro y tiene aparcamiento gratuito. No es ninguna maravilla, pero nuestra habitación era amplia y estaba limpia, que es lo único que realmente importa. Tenéis más datos del motel en este otro post.

Nuestro motel en Los Angeles. El coche blanco es nuestro coche de alquiler
Nuestro motel en Los Angeles. El coche blanco es nuestro coche de alquiler

La zona en la que se sitúa es un barrio hispano más bien humilde. No ofrece muy buen aspecto por la noche, pero al mediodía se convierte en un lugar de lo más bullicioso. Está repleto de tiendas y puestos de comida mexicana donde comer bien por poco dinero. En este sentido no podemos dejar de recomendaros Mama’s Hot Tamales, donde sirven auténtica comida casera mexicana que está para chuparse los dedos.

Documentación previa

Para preparar la visita a Los Angeles, además de consultar multitud de páginas web, me decanté por la guía en papel art/shop/eat Los Angeles, de la editorial Blue Guides. Es de pequeño formato y está editada en inglés. Me gustó porque se centra mucho en los museos y galerías de arte (e incluye los planos de los principales museos). También incluye restaurantes y los lugares más interesantes para ir de compras. Debido al poco tiempo que pasamos en la ciudad no le pude sacar todo el partido que quería, pero aún así me resultó muy práctica.

art shop eat los angeles


Con toda esta información, ya es hora de que os contemos lo que vimos e hicimos en esta sorprendente ciudad. ¡Lo descubriréis en nuestro próximo post!.

Deja un comentario