“I Was Here” de Kate Pocrass

I Was Here

En esta sección del blog ya os hablamos con anterioridad de una peculiar guía de viaje llamada Anywhere Travel Guide. Hoy os traemos un diario de viaje que también se sale de lo habitual. Se trata de I Was Here. Como su propio título completo indica (I Was Here: a travel jorunal for the curious minded), se trata de un diario de viaje para mentes curiosas. Nosotros lo descubrimos por casualidad, curioseando por internet. Nos llamó tanto la atención que no dudamos en comprarlo.

Un diario de viaje con ilustraciones a todo color

Si queréis aportar un toque de originalidad a vuestros cuadernos de viaje, este diario es perfecto para vosotros. Está pensado para escribir en él, pero también puede resultar interesante usarlo como inspiración a la hora de viajar desde una perspectiva diferente.

La autora de I Was Here es Kate Pocrass. Ella es la creadora e ilustradora de este peculiar diario de viaje. Sus dibujos a todo color son muy divertidos. Le dan un aire muy desenfadado a una actividad que a veces corre el riesgo de convertirse en tediosa para el viajero: llevar un cuaderno de viaje con anotaciones de todo lo que va viendo y haciendo.

I Was Here: una forma distinta de contemplar la ciudad

Como la propia Kate Pocrass indica en la primera página de I Was Here, este diario pretende ser un registro oficial de los detalles cotidianos que se suelen pasar por alto durante un viaje. Para ello nos propone actividades o pequeños retos. Con ellos centraremos nuestra atención en detalles que no se suelen tener en cuenta. Ya sea fijarnos en la tipografía de los carteles de los comercios o prestar atención a los paseantes con los que nos cruzamos, I Was Here realmente nos hace ver la ciudad desde una perspectiva distinta. Decimos la ciudad por una buena razón. Es bastante obvio al echar un vistazo a su contenido que I Was Here está pensada para usarla en zonas urbanas. Ya sea en Nueva York, Berlín o Tokio, I Was Here es perfecta para divertirse a solas o en grupo.

Al final del diario de viaje hay información práctica de viaje: voltajes internacionales, conversión de medidas, ¡e incluso una guía de los distintos tipos de dumplings que se comen en todo el mundo!. También hay varias páginas en blanco en las que poder tomar notas.

Un cuaderno de viaje divertido y original

Quizá I Was Here no sea demasiado útil como cuaderno de viaje al uso. Pero sí que lo vemos como un detalle divertido. Incluso se puede convertir en un regalo original para ese viajero que ya tiene de todo. Y como hemos comentado antes, el interés de I Was Here radica más en el hecho de hacernos cambiar la forma en la que vemos los lugares que visitamos que en su propio uso como diario en el que tomar apuntes durante un viaje.

Y no solo eso. También invita a conocer nuestra propia ciudad, aquella en la que vivimos o por la que pasamos día sí y día también, más a fondo. Demasiadas veces vamos por la calle enfrascados en nuestros pensamientos y sin prestar atención al entorno. I Was Here nos enseña a prestar atención a cosas en las que nunca hemos reparado antes.

Si os gustan las ilustraciones de Kate Pocrass podéis echar un vistazo a su página web. Además de I Was Here también ha publicado otros diarios de viaje que son igual de bonitos. ¡A nosotros nos encanta su trabajo!

Deja un comentario